• jueves, mayo 28, 2020

Convocatoria Derecho A Comunicar 8 :: Industrias Culturales Y Creativas En La Convergencia Digital

Amedi
Amedi
diciembre04/ 2016

21 de diciembre de 2012

CONVOCATORIA

DERECHO A COMUNICAR 8

INDUSTRIAS CULTURALES Y CREATIVAS EN LA CONVERGENCIA DIGITAL

 

>> El plazo para enviar propuestas es el 28 de febrero de 2013 <<

Los procesos de convergencia tecnológica y digitalización han traído consigo transformaciones profundas no sólo en la forma de comprender y conceptualizar las industrias culturales, sino en sus dinámicas de producción, distribución y consumo tradicionales. En suma, los cambios en la cadena de valor de las industrias culturales y en sus modelos de negocios implican una revisión a fondo de cara a los cambios tecnológicos, las políticas públicas, el derecho a la información, la pluralidad y la diversidad.

Derecho a Comunicar, revista digital publicada por la Asociación Mexicana de Derecho a la Información (Amedi), abre la presente convocatoria a los investigadores interesados en contribuir al segmento central de su número 8 que estará dedicado al tema de las Industrias culturales y creativas, convergencia y digitalización.

Los textos deberán ser enviados a más tardar el 28 de febrero de 2013 para proceder a su dictaminación doble ciego.

Fue en 1944 cuando Theodor Adorno y Max Horkheimer se refirieron por vez primera a la “industria cultural”. Pasó un interregno de tiempo antes de que a finales de la década de los años sesenta y principios de los años setenta se retomara el concepto de “industrias culturales” y, desde entonces, no se interrumpiera su estudio.

Sin embargo, fue en las postrimerías del siglo 20 cuando la compresión digital y la convergencia de plataformas tecnológicas de distribución de contenidos acarrearon transformaciones en las industrias culturales, también llamadas mediáticas o de contenidos por otros autores. ¿Qué ha cambiado en las industrias culturales con la digitalización? ¿Qué continúa inmutable? ¿Cómo se puede categorizar su mutación en función de dichas transformaciones? ¿La convergencia es una oportunidad para fomentar la pluralidad o es un proceso que acentúa aún más la concentración de la propiedad mediática?
Precisamente en Derecho a Comunicar queremos invitar a la comunidad académica iberoamericana y del resto del mundo a repensar las industrias culturales con base en el cambio y la continuidad. Es por ello que enumeramos algunas problemáticas y temas que podrían ser abordados desde diversas perspectivas.

Desde luego, la enumeración sólo es enunciativa y no exhaustiva pero sí busca despertar la curiosidad científica, la reflexión teórica, la revisión de estudios de caso y la aventura para alcanzar mestizajes y entrecruzamientos metodológicos y de líneas de investigación que respondan al dinamismo del objeto de estudio, como pudieran ser la economía política de la comunicación y la cultura, los estudios de género, culturales, de audiencias, las políticas de comunicación, las nuevas tecnologías, etcétera. Proponemos:

  • Abordajes teóricos nuevos, clásicos e híbridos para comprender y acercarse a las industrias culturales.
  • Semejanzas y discrepancias en la conceptuación de las industrias culturales, de contenido, mediáticas…
  • Irrupción, auge, permanencia y/o decadencia de las industrias creativas.
  • Políticas públicas, culturales y de comunicación de las industrias culturales.
  • El papel de la ideología y el capitalismo en la transformación de las industrias culturales.
  • Cambio y continuidad en los procesos de producción, distribución y consumo de los productos culturales.
  • El valor económico de las industrias culturales y creativas en Iberoamérica y el resto del mundo.
  • Las industrias culturales y creativas vistas desde lo local y lo global.
  • Estudios de caso de las industrias culturales en función de la era digital y la convergencia.
  • Procesos de concentración, expansión e internacionalización de las industrias culturales.
  • El rol de las industrias culturales en la Sociedad de la Información y el Conocimiento.
  • Aportes, usos y asignaturas pendientes de las industrias culturales en la educación y la cultura.
  • Política, gobiernos, movimientos sociales e industrias culturales.
  • Incorporación de las redes sociales virtuales y el Internet a las industrias culturales.
  • Consumos, públicos, audiencias, usuarios, cibernautas… e industrias culturales.
  • Retos, desafíos, dilemas y oportunidades de las industrias culturales de servicio público o de propiedad estatal.
  • ¿Son las telecomunicaciones una industria cultural?

Los textos serán evaluados por el Comité Editorial de Derecho a Comunicar para ser sometidos a un dictamen doble ciego. De haber sugerencias para su modificación, serán enviadas de inmediato a los autores.
Los artículos tendrán una extensión mínima de 15 páginas y máxima de 30 (incluyendo notas y cuadros o gráficos) y tienen que cumplir con los criterios establecidos por la APA o por el Chicago Style.

En página aparte, deberán incluir: autor (a), adscripción institucional, dirección electrónica y postal y currículo (tres líneas).

Cada artículo deberá incluir: resumen (en español e inglés), cinco palabras clave (también en ambos idiomas), planteamiento, marco teórico y, de ser el caso, estrategia metodológica, resultados, análisis y discusión.
Los artículos deberán enviarse en soporte electrónico a:

derechoacomunicar@amedi.org.mx
revista.amedi@gmail.com